BREVE HISTORIA DE LOS COMIENZOS DE LA RADIO EN RUMANIA

RADIODIFUZIUNEA ROMANA

Los Clubes

En 1927, en Europa y en los demás continentes, los grandes aficionados a la radiofonía fundaron clubes, adelantándose, así, a las autoridades, las cuales, para poder crear emisoras nacionales, necesitaban de estructuras mucho más amplias.

Los comienzos

En los laboratorios del Instituto Electrotécnico Universitario de Bucarest, donde, hoy, se encuentra el Museo de la Literatura Rumana, se construyó, en 1927, según un proyecto del ingeniero Emil Petrașcu, el primer emisor rumano.

Tenía una potencia de 200 watios y emitía en la longitud de onda de 280 metros.

Los programas se anunciaban en cuatro lenguas: rumano, francés, alemán e italiano.

¡La música fue congénita!

EMIL PETRASCU

el ingeniero Emil Petrașcu

el Museo de la Literatura Rumana

el Museo de la Literatura Rumana

A través de dicha emisora, que tenía un alcance de mil kilómetros, y podía ser sintonizada en Europa y el Oriente Cercano, se difundieron espectáculos de la Opera y del Ateneo bucarestinos.

Podemos afirmar que la partida de nacimiento de los programas radiofónicos rumanos para el extranjero fue escrita en el año 1927. La emisora del Instituto Electrotécnico, aunque no era una emisora oficial, sus programas se dirigían, también, a oyentes de otros países y disponía de la capacidad técnica efectiva de hacerlo.

La primera emisión oficial, en lengua rumana, salió al éter, el 1 de noiembre de 1928, con un emisor de 400 watios de potencia, por la longitud de onda de 401,6 metros, desde el inmueble de la recién creada Sociedad de Difusión Radiotelefónica, situado en la misma dirección, desde donde emite, actualmente, la Sociedad Rumana de Radiodifusión, es decir, en la Calle General Berthelot, número 60 – 64.

Desde 1930, empezaron a difundirse, periódicamente, páginas de los clásicos de la literatura rumana, en francés, italiano y alemán, especialmente traducidas a este fin.

Desde 1932, Radio Bucarest emitía ya, antes del cierre de los programas diarios en rumano, las llamadas “miniaturas habladas”, que, de hecho, eran breves informaciones sobre “la economía, la cultura y las creaciones de Rumanía” – según se señala en un documento de los archivos de la Sociedad Rumana de Radiodifusión.

A partir del mes de marzo de 1933, a las 23.00, hora de Bucarest, la Sociedad Rumana de Radiodifusión comenzó a transmitir, dos veces a la semana, un PROGRAMA INFORMATIVO PARA EL EXTRANJERO.

Los martes, los programas se transmitían en francés y, los viernes, en alemán.

La primera carta que recibió Radio Rumanía del extranjero fue la de un oyente de Egipto.

Desde Italia, escribió, por primera vez, un señor, Oscar Laurenti, en 1934; residía en Nápoles y escribió, no en italiano, sino en francés. Estaba entusiasmado con la interpretación de la opera Lucia de Lamermoor y pedía datos acerca de la potencia del emisor.

De modo que, al comienzo, en los programas radiofónicos, protagonista fue la música, luego, la literatura, la economía y la cultura.

Mucho más tarde, llegaron la noticia y la actualidad politícas.

Es lo que dicen los documentos.

                                    20 de octubre de 2003

                                    Eugenio Hac y Martín

eugen

Se autoriza la reproducción parcial o total de este texto, siempre que se respeten el sentido y la verdad de las afirmaciones que en el mismo se hacen, y siempre que se mencionen la fuente y el autor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s